Dije que escribo, pero nunca dije que lo hiciera bien.

Escribo porque creo que no existe otro medio para expresar la vulgaridad de los pensamientos más íntimos sin ser reprendida por el tono de voz que uso cada vez que digo lo que siento.

miércoles, 29 de diciembre de 2010

2011, falta un año para que se termine el "mundo" [Se puede terminar más?]

En vísperas del nacimiento del nuevo año, para colmo el 2011, número non que me desagrada demasiado, “Estoy viva”…eso me hace feliz, pero me lleva a recordar cuantas cosas “buenas” y “malas” hice según el régimen social machista, reprimido y devastado en el que hemos sido criados desde hace años en tan bello país: México. Laderas de maíz, de bugambilias, olor a cempasúchil en noviembre y a elotes con chile en septiembre…jajaja, ¡vale madres! Recuerdos de la niñez muerta y egoísta que se siembra desde hace ya un buen tiempo, también huele a hiel la pobreza y el maltrato animal, la violencia, el hambre y los desastres naturales se olvidan en diciembre, cuando la “gente” tiene aguinaldo y se embriaga a más no poder, sin tener la noción de que la verdadera vida esta fuera de su fantasía, que se mienten porque no son fuertes para dar la cara al mundo, que hasta los animales lo comprenden pero nadie quiere verlo, el mundo no esta para chingaderas y parece que las “personas” se pasan el día en la pendejes, en el materialismo, en la fama, sin saber que así como fueron paridos al mundo SIN SER NADA NI NADIE, así morirán. ¿Y les importa un día más de vida?...NO!! Ni agradecen a Dios el PRIVILEGIO de respirar que les da todos los días. ¿Quién hace algo por remediar la situación del estado, del país, del MUNDO?... ¡Bola de putos!! Gobernantes mal nacidos…¿Quién rinde su condena para ellos?, LA VIDA. El año termina, ¿Y tú que hiciste? ¿Qué tan productivo/a fuiste?, ¿Qué regalaste al mundo sin esperar nada a cambio?, ¿Fuiste feliz solo cuando tuviste riquezas y olvidaste a tu prójimo? ¿Cuándo fue la ultima vez que dijiste TE AMO a tú madre?, ¡Que sin ella cabrón/a tú no serías nada! ¿Cuándo vas a dejar las cadenas de lado y dejarás de creer en la moral?. Un año más nace, ¿Lo dejaras morir igual que este con tu mediocridad?...SAL…VIVE, RESPIRA, AMA, LLORA, GRITA, HAZ PENDEJADAS [Más eso no incluye: “Piensa como pendejo”] , ENFERMA, RÍE RÍE RÍE, JUEGA, DESVELATE, CALLA, SUEÑA, VUELA, TOCA FONDO, MUERE y RENACE.

lunes, 27 de diciembre de 2010

SIMPLE DESEO

Oro de madrugada,
el silencio resguarda
la respiración callada,
que reza helada
por tu morada
de lejos sesgada.

Cielo negro, escucha,
un suspiro cacha,
mi hálito asecha
agitado su ducha,
que inconciente lucha
lujuria con tacha.

Suspira este aire
tímido errante, desaire
tu cuerpo, coloreare
esta tarde, plañiré
cobarde y buscaré
amarte, también sufriré.

Teme de madrugada
por tu morada
naranja, que alada
a mi olvidada
cama, ruge bañada
de pasión pasada.

Sostén mi aliento
cansado, que viento
y lluvia reviento,
que juego y tiento
al pecado, lento
que permanece inquieto.

Arrulla mi cuerpo
mañana, que disipo
simple deseo, tiempo
no pases, escupo
odio a destiempo,
si piel esculpo…

DESESPERANZA

Parpados melancólicos,
decaen en su cortina,
bebiendo cada lágrima
sin desidia todavía.

Si a su pupila pudiera
obstruir con alegría
lo haría por las mañanas
para que olvidará su desdicha.

Iris somnoliento
arde y se olvida,
de la vida amarillenta
que renace hoy en día.

sábado, 11 de diciembre de 2010

DE MAÑANA

A: pues a nadie no?

Caminando en esta espesa confusión,
construyendo la mañana bella
con mi oscura percepción,
finco el sueño vivido en un amarga decepción,
e imagino las palabras que
nublan a este ingrato corazón.

No sé si es mentira tu verborrea con calor,
a veces eso enciende mi
sentimiento de clamor,
tal vez trunco el sendero con mi impaciencia,
no sé si es el tiempo
quien pelea con tu prudencia.

Quisiera tu alma comprender
y que gritaras esas palabras
que me tientan a ceder,
y es que con una sola evocación
tuya
una maraña se adueña de mis
entrañas,
preguntándome sin entupidas farsas
por que es que no me amas.

¿TÚ SI SONRÍES EN MARZO?

A: La humanidad [jajajajaja]

El aire tierno acariciaba mis mejillas,
su perfume tibio a mi alma revivía,
sonriendo hasta con las nostálgicas polillas,
un poco de polen en mi nariz era la vía
para el nacer de una sonrisa que olvidaba las rencillas.

Tan serena era la bella tarde,
rosada por el cielo y de muerte por los suelos,
pues las hojas secas perecían desde
que un día los hombres tiraron los señuelos
de la esperanza y de la risa su acorde.

Pareciera que en aquel momento
la luna prematura me invitaba a contraer
nupcias con el júbilo de sus ojos, y que todo tormento
se marchitara tal como las lagrimas que ayer
murieron por el cuerpo de un hombre algo tonto.

¡Jugaba, yo cantaba!, mirando a los niños
libres, tiernos, tan mordaces, mi espíritu
se regocijaba, eran niños que de la vida y sueños
no se inquietaban, quise ser uno de ellos, un ímpetu
incontenible nublo aquellos falaces anhelos estaños.

Varias veces quise regresar el tiempo,
mirarme tirada sobre la hierba fresca,
saborear un poco de aquel vid de alivio santo,
para así ser una niña que bosteza sin una cuenca
en su camino que nuble el encanto.

....y no esta terminado...igual no me gustó.

martes, 7 de diciembre de 2010

AUGURIOS

A: Se me ocurrio.

Tal vez es imprudencia
decir que me recuerdas
con pasión,
que jamás unos dientes
masticaron tu orgullo
como siempre lo hice yo,
que nunca juntaste
al aire y tu sangre
con un poco de licor,
que unos ojos como los míos
no encontraste,
que te desnudaran
con ternura sin pizca de pudor,
que el rencor en tu pecho
ni en cien días se murió,
que el beso que plantaste
en mi frente,
de tus ciruelas de fuego
ni la lluvia lo borró,
que un orgasmo no visite
sin mi voz querer escuchar,
que mis mentiras y tu vida
se completan
que no podemos descansar…

lunes, 15 de noviembre de 2010

DE TÍ

A: Mi madre

Mórbida morada es la de tus brazos,
agosto se hace frío y las mohínas
risas de tus pasos, no me dejan, en mí
imperan, solo por hacer la vida
aroma de tus algarabías que me enseñan.

Iza tu mirada cada mañana al despertar,
siéntete orgullosa todos los días
al caminar, tranquila y dichosa,
baquiana del andar seguro de tus hijas
engreídas, por mostrar al mundo
la mujer que eres y la más capaz.

martes, 9 de noviembre de 2010

LA PONZOÑA DE TU CUERPO

A: jajajaja!

Ojos aceituna,
lujuria en su boca,
labios carmesí
y cuerpo de vodka,
pécora su risa,
me embriaga
en la aurora,
en mil gemidos
revivo si me besa la sombra,
desea le hurte lo poco
de honra,
que tienen sus ojos
al verme sin ropa,
y suda fogoso,
supurando veneno,
veneno lúbrico
por poseer mis senos;
desnuda lo espero
cada noche en mi lecho,
mojan sus labios
mi vientre que es fuego,
en el camastro me tira,
mis piernas lo ansían,
su néctar caliente
desata mi temple,
retoña un orgasmo de
dicha y placer,
espían pecados
su piel y mi piel,
envenenado mi ser suplica
me hagas mujer,
de nuevo mañana
al atardecer.

FILOSOFÍA DE POETA

A: Mis lectores y enemigos.

Respira tranquilo
el aire de libertad,
sonríe, júbilo
en tus ojos, facultad
para olvidar.

Camina valiente
sin miedo al dolor,
sonríe frecuente
ante el amor, suspira
cavilando inteligente.

Grita incesante
tu triunfo hacia Dios,
sonríe, cante
tu corazón, cuando adiós
diga: ¡Alégrate!.

Corre libre
ante el triste egoísmo,
sonríe, hombre
pobre de mente, mismo
cual calambre.

Vuela, alas
no hacen falta, sueña,
sonríe, estelas
en el alba, empeña
ilusiones: ALAS.

Olvida desgracias
de esta vida muda,
sonríe, miradas,
aliento, en esta viuda
desdicha añoraras.

Burla toda
añoranza, cinismo ante cobardía,
sonríe, helada
de amor en comedia
nace colorida.

Comparte regocijo
con tu hermano triste,
sonríe hijo
con el cursi andante
poeta naranjo.

Odia desgracias
de tu peor enemigo,
sonríe fragancias
para que sea amigo
ante cuitas.

Sonríe, solo sonríe,
ven camina, solo ríe,
sonríe, sonríe,
sobre el dolor ríe,
SOLO SONRÍE.

lunes, 1 de noviembre de 2010

CEMPASÚCHIL

La Catrina me amenaza
anoche la soñé,
me llevo al camposanto
y de ella me burle,
le dije que la muerte
no me alcanza, yo lo sé,
que lo único que mata
es el amor que ya no es,
ese que se aleja,
te escupe y ni lo ves,
te deja suplicando
que el descanso se te de,
porque vivir agonizando
día y noche por aquél,
hace preferir un féretro
que te libre de querer.

La Catrina carcajeaba,
con ironía, con desden,
dijo que su trabajo
era librarnos del dolor
de amar con fe, dijo que ella
un día amo a un hombre
que también,
la noche le pinto verde
y la luz sabor a miel,
sonreía y una lagrima
añoro salir ayer,
pero aquél amor maldito
las robo todas con hiel,
la Catrina sollozaba
se olvidaba de mi piel,
me condeno aquella noche
la muerte NUNCA ES,
el peor castigo fue:
MORIR Y AMAR DESPUÉS.

domingo, 31 de octubre de 2010

ORACIÓN DE OTOÑO

A: Dios

Sacude mi alma
Dios que salva,
escucha mis gritos
más que a los grillos,
dame tu alivio
mientras río,
no olvides que te amo,
sin ti no existo,
perdona blasfemias
de esta boca necia,
que habla inmadura
ante la tragedia,
abriga mi cuerpo
con tu grandeza,
vislumbra mi sombra,
hasta en la aurora.

sábado, 30 de octubre de 2010

ESCARCHA CALIENTE

Enero 2010

Sonrisa más puta
no he podido encontrar,
[......] se reía
como hombre mortal,
un día en la hoguera
de pasión y aguarrás,
lo encontré lascivo
ante mi candente portal.
Tal vez era tan puto
que lo deseaba a rabiar,
tocaba cada noche
para salir a jugar,
carcajadas de niño pendejo
me hacían delirar,
canciones de su libido
cuerpo para aprender
a bailar, como un ángel
malvado que desea fornicar

viernes, 29 de octubre de 2010

EXEQUIAS

A: Mi padre

Luna de Octubre
que regala esencia escarlata,
derroca este mimbre
que del piso no me levanta,
un sigiloso calambre
para mi afónica garganta
que por un alambre
de muerte, calla, no canta.

Se desvive esta tarde
el mes que se pule naranja,
una sonrisa es en balde
tal como una paradoja
en un funeral que desde
Abril se esperaba, añeja
esta culpa el cobarde
que corazones deja, y aqueja.

Mi pintoresca mirada
se vuelve gris y socava,
aquellas ilusiones de vida
por las que un día despertaba,
maldita, tan maldita despedida,
empieza, destruye y acaba,
¡Claro que duele la perdida!,
mi corazón no lo esperaba.

No me sofoque el recuerdo
de tu mirada que amaba,
ni tu brazo algo gélido
que alguna tarde abrazaba,
cuando aquel tierno miedo
de perderte me ahogaba,
que cesaba si a mi lado
tan triste de hallaba.

Odiarte al despertar
quisiera, que el deseo de verte
no fuera, ya ni cuenta esperar,
solo si prometes verte
cada mañana sin marchar.
Por ahora Dios me haga fuerte
para mi castigo aniquilar,
mantenerme viva y tan solo dejarte…

domingo, 24 de octubre de 2010

Alí Chumacero

Alí Chumacero [1918-2010]

Compañero de mis veladas de niñez...Uno de mis grandes ídolos, soñe muchas veces en irlo a buscar...por locura más que por cualquier otra cosa, que me leyera...el nos dejo, pero igual espero pronto alcanzarlo y que más allá de la muerte me diga: BUEN TRABAJO!

ÉXTASIS DE MIRADAS

Dedicado a Alí Chumacero... [Ojalá algún día hubiese leído mis versos]

Una mirada que peca
ha de ser la mía,
ese hombre en mi vuelca
la inconsciencia que me vacía,
aparece y una rueca
hila sus labios sandía,
no pienso, esta cuenca
lasciva no tiene fin todavía.

Piel, cual blanco terciopelo,
de avellanas ese enroscado cabello,
juro me haría tocar el cielo
si al éxtasis me eleva en el degüello
de una mañana y un hilo
naranja desprende un fuerte destello,
bañando nuestros cuerpos con hielo
que besa la lujuria de su rostro bello.

Y la calma del alba rosa,
me recuerda a esa mirada confusa
que rasga toda mi calma, tan ambagiosa
la evito para que no sea dolorosa
y no actuar como mujer indecisa
ante los ojos que inclinan minuciosa
alegría, ante la estruendosa risa
que se pinta pasional ante su premisa.

sábado, 23 de octubre de 2010

TROZOS DE CERA

A: Las Lunas de Octubre

XLIV

Quisiera mi virtud primordial
fuera la paciencia,
pero tu cuerpo me conduce
a dejar atrás el corazón
y la decencia,
pues de pronto mi alma se moja
de inminente pasión
y solo se que quiero placer
de tu insolente interior.


XLV

No te apiades de mi alma mía,
pues el día que lo hagas
sabre que mi piel desgarras,
mejor se fuerte y alivia
toda la amargura que en mi radica.
Ajada este calvario
y no pidas compasión ni amparo,
pues el día que lo hagas
sabre que mi dignidad
ha erradicado
la corpulencia que ha permanecido
intacta ante lluvias y presagios.


XLVI

Buscando entre las hojas
viejas refugio,
miro tu cuerpo y sacio
lo más profundo,
eso que invade de pronto
mis ganas,
y busco y busco
y no encuentro nada.
Palpando tu imagen
el deseo me invade,
y sé que aunque te mire
no gano nada tocándome.

sábado, 9 de octubre de 2010

ARRASTRATE!

[Encontré este poema en mis escritos viejos...esta inconcluso...ya no merece un final, ya que su objetivo ha muerto como el recuerdo de a quién va dirigido]

Tórrida velada de mayo,
turbio y denso néctar de alcohol,
luna, luceros y un corazón sin Dios,
se acunan en las laderas
de la dicha con declive de aflicción.

Embriagante zumo de frambuesa
de entre mis dientes corre
con palabras de insolencia,
me mantengo atada al suelo,
no indago tus pasos con insistencia.

Los colibríes del viento
fuerzan mi respiración con sus alas,
me estrangula que me busques
aunque sea con la mirada,
es de noche y la calma se tiñe dorada.

La lumbrera del mar rosado
ya se va a apagando
y en un montón de lirios marchitos
el licor te corrompe y libera tu valor,
te acercas y me ofreces tu dolor.

Sonrío y la demencia no me estorba,
siento como se escurre la ironía de mi boca,
risotadas tiro a tu lánguida clemencia,
finjo ser yo quien no recuerda,
por tu nombre no te llamo, no estoy cuerda.

Almibarada es la voz de tu garganta,
se estremece como mar en días de tormenta,
tiene miedo y fenece con la reyerta
de mi apostasía, esto es un sueño,
no es real que te arrastres como quería.

Temes, pero quieres sucumbir mi vista,
al sentirte pronto a mi piel
los impulsos no me dejan sumisa,
la templanza soñada se hace trizas,
odio que vuelvas a difuminar mi vida.

El ocaso de este día sin estelas
de cobardía, culmina con las cenizas
de habano con hierba que brilla
y el alcohol que sublima las heridas
adormece nuestros labios para no besar tu risa.

Lo beodo de mi cuerpo no me deja
echar a andar un paso y no te hiera,
azorada y somnolienta por los lirios
sugiero evadir por hoy sus gritos,
te insto a salir, si quieres, de aquel ruido.

El suelo parece íntimo de repente,
plantarse en el es un arte, me siembro
para cosechar un poco de paciencia,
me extraña lo amargo de la escena
pues la muchedumbre ríe como fieras.

Tu orgullo se derrite con la calidez
de tus palabras y tus dientes se quiebran
por tu avenencia de enero ver devastada,
yo me prometí jamás volverte a seguir
y mírame ahora, fuerte, me restrinjo de ti.

Negar que te quiero besar no
puedo decir, tus labios bermellones
son mi débil acicate desde que te conocí,
tampoco desmiento que al estar junto a mi
me siento tan dichosa al oírte “plañir”.

Lamento sentirme feliz por mirarte
así, causándote daño, siendo débil
y sin parar de decir:: ¡Perdóname! con
un tono de arrepentimiento, que viviste
desde que me escupiste tu tan altivo sentir.

SUEÑOS Y ESTUPIDEZ

Un día a un hombre
mi ser quise entregar,
quise socavar su llanto
y toda sus desdicha
en mi pecho destrozar,
hoy han pasado casi cien días
y no lo puedo olvidar,
su canción por las noches
me despierta,
no me deja descansar.

De vez en cuando
visita algunos de mis sueños,
suspira, a veces grita,
ruega por esa piedad
que a ambos nos lastima.

Luego llora y me mira,
me dice que no lo deje,
que sin mi el sol lo enfría.
Entonces acaricio sus cabellos invisibles
le tomo la barbilla,
limpio de si cada lagrimilla,
un beso en su frente dibujo,
le froto una mejilla,
él besando una de mis manos
cual Judas traicionando mi piel
ríe del dolor que nos desgarra,
que nos mantiene en pie,
que arrastra mi recuerdo
a sus veladas,
que arrastra su recuerdo
a cada una de mis palabras,
que no nos perdona,
ese es el dolor que nos agobia.

Queriendo olvidar su nombre
mis manos golpean su rostro,
zarandean aquel sueño
de melancólico clamor,
sonriendo con ironía
le apuñalo el corazón,
y se ríe, siempre ríe
de nuestro juego de suplicio,
pareciera que disfruta
el vacío en que vivimos.

Escupo sobre sus ojos
y en risas pendejas
escondemos el llanto,
fingimos como siempre,
decimos que nada nos duele.

Y me coge los cabellos,
me arrastra en sus senderos,
abofetea mis lagrimas de hiel,
deshilacha su tristeza
con el vacío de mi ser,
cree que es fuerte
si me patea con los pies,
hartos de buscar camino
los coso con seda fina,
con un sangriento escalofrío
los coso con desdicha,
los uno a mis manos
que le escriben todavía,
le gritan, le ansían,
sin su dolor mi vida no respira.

sábado, 2 de octubre de 2010

OCTUBRE

No sabía que las últimas lineas que había escrito eran para él, terminó ese último poema, lloró amargamente, decidió fumar un último cigarrillo, cerro los ojos, los exprimió en abundantes gotas de rocío salado, miro la cuerda floja en el techo, y el humo le raspo la garganta amenazante, su yugular parecía no ser tan frágil ya en este instante. El cuarto obscuro por las cortinas color verde botella hacían la atmósfera más sofocante, de por si, hacia calor, y temía no ser tan "VALIENTE" para realizar su hazaña, sentía que era mejor no respirar más la melancolía, de mañana se despertaba con ganas de correr y buscar al bastardo hijo de puta que la había convertido en basura desde hace meses, o tal vez, no fue él quien lo hizo, si no ella quien construyó ese maldito sufrimiento en el aire, en su carne y lo peor de todo, en EL CORAZÓN. Se arrinconó detrás de su cama, se tallo los ojos, en su semblante tristeza y mediocridad se encerraban. Después escribió en su la carta de largo viaje: "Por él, por mí... por todos". Se subió al banco, sudó frío y un divertido "troc" sonó en el aire...Buen viaje !

viernes, 1 de octubre de 2010

MALDITO EL DÍA

Truncado se iluminaba mi camino
sentía que la vida se disolvía sin sentido,
que cuanto yo amaba, se escapaba
y que en un vacío me ahogaba ensalzada.

Justo en el momento de mi muerte espiritual
viniste a mi sendero para mi sangre destilar,
tu presencia me cura el corazón
y tu calida voz me calma la visión.

Con la esperanza de tu imagen no desvanecer
empiezo a quererte una y otra vez,
deseo sentir cerca tu esplendor
y no sacar de mis ojos lo que a mi mente cautivo.

miércoles, 29 de septiembre de 2010

CIRUELAS EN EL CIELO

A:___________________

Hoy el amanecer se tiñe
de rojo carmesí,
será porque te olvido,
será porque te amo así.

En el cielo una herida se desgarra
fluyendo entre las nubes
y destellos naranjas
iluminan mi cara,
juguetean entre mis cabellos,
te pintan un poco más bello.

El alba de sangre dulce
me sacude y también me hunde,
en un inminente suspiro
de rencor,
ese que tú y yo sembramos,
el cual no termina ni regándolo
con licor.

Sonríele una ves más
a mi dolor,
escapa si es que quieres
de esta estupida prisión,
enjuaga de mis ojos
el reflejo de tu ausencia
y todo aquel recuerdo
que de ti me desespera,
que me enferma y persevera,
que me mata y tu no llegas.

jueves, 23 de septiembre de 2010

OCTAVAS QUE NO SON OCTAVAS A UN RECUERDO

A:___________?

La primera oda de este año
es memoria de tu amor,
es recuerdo gélido y vago
de una cruel resignación.
No sufro por tu engaño
esa vida ya paso,
yo vivo por tu engaño
con deleite de pasión.

Deambulo sin descanso
tras un trago de licor,
es acre y tan escaso
que no fulmina mi interior.
Cuan tristes son las calles
pareciera que todo termino,
con tu partida arrastraste
mi sonrisa que expiró.

No me duele que te vallas,
en mi ya no hay clamor,
solo que a a veces tengo ganas
de besarte y no hay razón.
Y si la lluvia me moja un poco
un suspiro se vuelve mi calvario,
y plañir un mar he intentado
con el agua que de mis ojos ha brotado.

Y miro aquel lugar con palabras de alquitrán,
parece tan solitario
que prefiero la vista retornar,
parece que él también me ha olvidado
como los libros viejos
que en el estante lloran dormitando,
almenos sus palabras no se borran
son legado de tiempo intacto.

Cantando se me van las horas,
soñando sin soñar
esperando que regreses
y me vuelvas a abrazar.
Te amo y no te amo,
no te dejo de extrañar,
eres el motivo grisáceo
para esta tinta aquí plasmar.

DESCARADAS

A: Lo sabe.

¡Dichosas sean las gotas
que recorren tu piel
cuando te bañas!
Cantan lentamente la canción
del placer
transformado en palabra.

Saboreando tu esencia
insípida,
juegan entre la ternura
cual alfombra de tu carne viva.
Y palpan con descaro
ese imponente cuerpo de pan,
refrescando sus más pulcros
deseos
que saben como al rocío
de una dulce lluvia
coloquial…

jueves, 16 de septiembre de 2010

200 años de MIRADAS CIEGAS.

Es la mañana del 16 de Septiembre, creo que lo primero que pude mirar a traves de mi ventana al despertar, fue la ciudad a lo lejos nublada por una capa de contaminación que ayer por la noche la mayoría de los mexicanos se dedico a crear...Yo AMO A MI PATRIA, y agradezco de corazón el acto heroico de los padres de nuestra independencia...Fuimos liberados del régimen español, pero NO de las manos sucias de nuestro gobierno. Los festejos del día de ayer no fueron más que un pretexto para embriagarse, para olvidar la realidad un instante, para hacernos de vista ciega ante todo lo que acontece ahora en nuestro país, problemas que no son de AYER, si no de toda la vida y que nadie a podido solucionar. Esta generación vivio el bicentenario...¿Qué más da?...No hay mucho que decir, más que basura en las calles, accidentados, borrachos y gente sin criterio, capaz de celebrar lo poco o nada de libertad que nos dejo Hidalgo y sus amigos de forma CORRECTA. Y se me ruboriza el rostro al escribir lo siguiente, y tal vez me avergüenzo un poco del pueblo al que tanto amo, pero tenemos que admitir, que aunque todos hicieron un brindis ayer por los heroes de nuestra patria, la mayoría de los MEXICANOS no sabemos que envuelve el festejo en el que participamos, nadie conoce la historia perfectamente, pocos saben de quienes fuimos liberados...da igual, a nadie le importa, como siempre preferimos la IGNORANCIA que el CONOCIMIENTO. [Y me incluyo]

martes, 14 de septiembre de 2010

TROZOS DE CERA

A: Las noches de Septiembre.

XXXVII

En esta vida
en un mismo amor
se puede redundar,
sin comprender
que el corazón
es un estupido falaz.

XXXIX

Un libro se viste son la
indumentaria de nuestras manos,
con la calidez de nuestra mirada
y con lo infinito de nuestra
imaginación.

XL

No me digas que no quiero
en tu regazo plantarme,
no me digas que te vas
y que con tu recuerdo tengo
que conformarme,
simplemente me da miedo
sentir tu fervor
y saber que no eres eterno,
así, como lo quiero yo.


XLIX

Vanidosa candidez,
ternura y caprichos,
tal vez son solo dichos
que esconden calidez.

L

[...]

LI

A madera porosa
hiede tu recuerdo
a tierra de rosa,
y a un poco de veneno.

sábado, 11 de septiembre de 2010

BELLO TAN DESCARADO

A:_______________

¡Descarada tu belleza
cual orquídea caprichosa!

Insolente tu mirada,
dos aceitunas exquisitas,
en un martiny almibarado
con desdeño de caricias,
ojos límpidos y un
poco de malicia.

Suculentos labios tuyos
con escarcha de canela,
de tesoro una lengua
lujuriosa y perlas puras
ordenadas con destreza.

Atrevida sea la finura
de tu nariz avainallada,
su respiración agitada
irrumpía mis veladas
y tenia fantasías que no
cuento ni a mi almohada.

Altanero el carmesí
de tus mejillas ponzoñosas,
supuran rococó que es veneno
que trastorna,
con olor a moras frescas,
con engaños que me enferman.

Cínica tu risa
de párvulo inocente,
maldita esa garganta,
custodia una voz
que se pasa de elocuente.

Profanas las hebras
de tu cabello cobrizo,
la brisa lo mueve y la envidio
y la envidio, ¡Maldita sea!,
ella te toca y yo ni te miro.

Soberbia esa tu piel
con infusión de cocoa
y toques de gardenias,
eso emanan tus poros
cuando caminas mis veredas,
y deseo mis exequias sean
acompañadas por tu esencia.

Altivo tu pecho
cual morada de lo ajeno,
es galería de filosofía
que solo leo en tu cuerpo.

Vanidoso ese tu abdomen
se moldea como el barro
y juro Dios lo tejió
con hilos de áureo cuarzo,
es un moisés erótico
que alude ser a la noche
más sagrada que un santo.

Agraviante tu terneza
que me depravó ese mayo,
casto, no era casto, sabias que
conjugar conmigo tu voz
era más que probar la dicha
de la muerte andando.

¡VULGAR ANÁTOMIA!
brazos fuertes, mirada tibia,
piernas por instinto débiles
que se compensan con tu picardía,
labios que provocan, que
me inundan de malicia,
risa fiera me transforma en mujer
que en ti piensa y te saborea
como sandía.

¡ME INSULTA TU BELLEZA!
me aturde tu candela,
¡Te necesito aquí sentado,
desnudo y ardiente a mi lado!,
Enloquecer por tu simpleza
que se fusiona con indecencia,
incrédula vivir cuando me digan
que soy necia, por amar un
cuerpo que solo es sacro
en mis veladas de inocencia.

viernes, 10 de septiembre de 2010

DULCE CALVARIO

Acércate a mi pecho
melancólico ser de miel,
toma mi cabello
y senderos de dicha
traza con el,
con mis manos seca
cada lagrima de tu piel
y tu sonrisa amarga
destrózala con espinas
que crecen en mis piernas
como resultado de
la tristeza que labró él,
y que TÚ ser de hiel
marchitaste sin saber.

Hoy brinda conmigo,
toma un sorbo de vodka,
bebamos aquel cariño
que la vida nos robo,
tal como un respiro
que en nuestros ojos derritió.
Y entiendo tu calvario
sé que te duele el corazón,
tanto como a mi
me hierve y lastima la pasión
que él en mi dejo.

Y sé que de sus cuerpos
en el alba ya no queda nada,
y que TÚ y YO estamos solos,
que ni Dios nos acompaña.
Pero sé que podemos
este amor culminar,
que con un beso
nuestros labios su sed
olvidarán, o tal vez
no la olviden,
pero por un instante se engañaran.

Y en esa tu imagen
que mi corazón creó ya,
busco refugio
cuando estando tan sola
no lo quiero recordar
e invento sobre mis letras
que eres el hombre que necesito,
me miento, a ti te miento
pues nuestros cuerpos
no se regalan el aliento.

Por la noche bebo
y a la Luna le ruego
encontrarte entre hilos de nubes,
dormido, somnoliento de ella,
desnudo, con ese tu paisaje
libre de su dulce esencia.
Y yo, tan solo yo,
despojándome de esa vieja
carencia de amor libre
soltando de mis garras
ese dolor que me confunde…

miércoles, 8 de septiembre de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE VII

Oscilante mi cuerpo se arrepiente
cuando a mi mente viene el drama que creciente
un día creí perpetuo, ascendente
parece mi vanidad, ahora que sin un errante
amigo y amante puedo caminar, dudo que un farsante
no se me vuelva a atravesar, pero sé que seré almirante.

Te incito fémina a nunca devaluarte,
inclina tu corazón ante los hombres que son estandarte
encarnado de humildad, tiende a servirle si amante
místico es de tu naturaleza, si demuestra lo bastante
preciosa que eres a sus ojos, si a alabarte
ocupa mucho de su tiempo, si le escupes y regresa para amarte.

Si un hombre te muestra su alma y deja
orgasmos en tu corazón, si además aneja
luz a tu dolor, si cura una decepción vieja
o te pinta como una gardenia, ¡AMALO!, aleja
de sus pies toda nostalgia, ¡Pero cuidado, no es una oveja!,
¡escúchalo! , y si te traiciona su cabeza corta con una destraleja.

Pero tengo que aceptar que no todos son igual,
algunos si aman, pero de eso pocos hay, perjudicial
siempre será el amarlos, y aunque parezca trivial
ignorar su amor tenemos que armarnos de valía, matinal
oprobio te trae el no usar la razón, es primordial
nunca dejar de lado su corazón, quiérelo sin su orgullo dejar zorzal.

Vivencia mía fue el amar a un bastardo,
idílica ha sido la forma en que lo he olvidado,
vencí mis propios versos y ahora en el resguardo
embriagante de uno de ellos me he encomendado,
sé que a rabiar he escrito que son pecado,
ubérrimo ha sido el amor que en mi se va acrecentando.

Cuando encuentre de nuevo a aquel hombre tan soez
una mirada mía no ha de ver, creeré con sencillez
en este nuevo "amor" e imaginare la aridez
rotunda de su cuerpo y no me perderé en estupidez
por mis deseos que son fuego, tomare un trago de jerez,
odas edificaré a su ser pero no me perderé por su simple nitidez.


------------------------------------------------------------------------------------
DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN forma la siguiente frase desde su inicio hasta su fin, es un ACROSTICO:

[Querer a un vil hombre y morir casi es exacto, cuando lo amas y bebes un poco del vid de esas garras que son veneno que roe el alma, tu piel escama, la hiel te mata, el ruin deseo a pecar y llorar incita, y tu ser entero camina herido. Cuando mueres no eres más que clamor sigilo, insano. A veces placer y dolor causan sus dos brazos, luego a mirar y reír de tu cara de amor ocupan tiempo, solo de pasión vive su cuerpo. ]

Alejandra Mora

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE VI

¿Cuál entonces es la diferencia entre un hombre
ambiguo y una bella mujer?, tal vez es costumbre
una ves más decir que en una mujer la diferencia se descubre
sin tanto buscar, su corazón es el más noble aun cuando la cubre
algarabía tan amarga como las palabras de un hombre
nómada, el cual el olvido traga sin triza de pesadumbre.

Si bien, ahora sabemos que un hombre es hielo,
umbrales de fuego les regalemos, desde el cielo
su nombre hay que gritar y busquemos a Dios para un duelo
de mil días comenzar, para preguntar con que anhelo
o razón nos castigo de tal manera, el probar una manzana anzuelo
sagaz fue y el castigo se forro de rasposo terciopelo.

Buenos días te dice y te besa la mejilla,
reclama tu ironía si lo amas sin medida, es rencilla
amordazarte la que desprende una lagrimilla,
zampar tus caminos quiere, y si te dice que amarilla,
obscura y triste es el alba, tu ríes y una balla
sostiene sus mentiras, tu le crees por temor de que se valla.

Lo que nunca entiendo del juego de
un hombre, es el porque de las palabras que esconde,
es que pareciera que a veces se funde
gentil en melancolía, si te marchas se pierde
oblicuo en la aurora, creo se siente fuerte desde
aquel momento en que te asfixia con mirada cobarde.

Martillan en tu frente su recuerdo,
insisten en no hablarte y un estruendo
ruge en sus besos. ¡Estoy harta de aquel cuerdo,
astuto y vengativo golfo! ¡Camina a mi lado
reflejando superioridad, siente que sin el mi mundo
y sus ríos pueden terminar!, camina en silencio, camina mudo

ríe con miedo y se que en el hay un vacío,
en sus pasos amargos y cabello lacio
inminentes frases de mi versar recuerda, bullicio
restriega su corazón el haberme perdido y el vicio
de tal se me ve arrumbado al no encontrar el cilicio
encadenado que mi voz sosegaba con armisticio.

Tanta palabrería ahora ya no importa,
un día me sentí absorbida por la reyerta
culminante al no poseer su sombra,¡Harta,
asqueada y aburrida de su recuerdo mi mente desierta
riega su memoria, ¡Ahora muere, tus venas si quieres corta!
a mi ahora me sobra orgullo, y tu ser a mi es vilorta.

¡De ti este día ya no quiero nada!,
escúchame mujer, tu no caigas con esa piel apiñonada
a un infierno que en silencio te mata, no vivas afanada
mañanas enteras en un hombre que te mantiene aforada.
obtiene cuando quiere la sonrisa azucarada
rodeada por sus caprichos y la convierte en borricada.

domingo, 5 de septiembre de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE V

No se que diablos esconde su puta _________
¿O será que aquel vil nos toma por el pelo e hilvana
en su ser matiz canela?, algún otro rebana
rastros de violetas y con ellas bálsamo emana,
en un segundo te atrapa en él toda una semana
sólo para ser rehén de un amor que acaba en una mañana.

¡Mujer, tu eres la que sufres!, Dios los creó
aún más fuertes que al mismo mar, los recreó
silbando por sus labios un poco de poder, creo
que dentro de cada uno hay un cacho de placer, creo
usan nuestro cuerpo porque nació de su carne, creo
en ocasiones lloran, pero no por la mujer...eso creo...

Cuando me pregunto en soledad
lo que a mi me brindó aquel ímpetu de lealtad,
a romper las remembranzas me dedico, la verdad
más dolorosa estalla en mi con un gemido, terquedad
o negación emana de mi rostro, sé que es falsedad
reír y creer tirar para ti lo que quedo de mi reciprocidad.

¿Sientes mujer desde hace días un dolor
intenso que nace por tu senos, con color
gastado y anaranjado que muere llegando a la peor,
impía y triste parte de tu ser?, secos por el clamor,
labios partidos son los que gritan el nombre de ese amor
ofensivo que te ha hecho ser otra, perder todo tu valor.

Innumerables veces caemos en sus garras,
no sé, a lo mejor mujer, entierras
sus cuchilladas junto con las arras
ambiguas que te canta, si desgarras
nupcias a el le agrada, pues amarras
opresión sin compromiso con el hombre que te agarras.

A ellos no les pesa tu calvario,
vetusto les parece tu cariño improperio,
es pesadumbre para sus labios el calendario
casi nunca soportan amar a una, y río
en este momento mordaz si tu caso es contrario,
si me dices que un hombre te ha amado con delirio.

Pero te entiendo compañera enamorada,
lo único que leen tus ojos son su pelvis torneada,
a cada rato el clímax en su regazo hincada
careces de encontrar, pues su ausencia es la entrada
eminente a su cálida frialdad, que atada
ridículamente en tu cuello te oprime y tu paz retarda.

¿Y sabes distinguir la diferencia
de un hombre y Dios?, la única injerencia
obtusa parece, y es que la benevolencia
lánguida de Dios es indiferencia
o descuido para nuestros ojos, pero la elegancia
reluciente de un hombre la recuerdas con vehemencia.

sábado, 4 de septiembre de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE IV

Lagos de lágrimas desborda,
luego una bofetada dame para que una cuerda
obsequies a mi capricho, que recuerda
roídas palabras que fueron la borda
ante el deseo y el querer que me transborda
renuente ante el “amor” que me zaborda.

Imagino aquellas tardes con lluvia y calor,
nada detenía el cavilarte desnudo y mi candor
sin reservas expiró, coloreaba tu fulgor
inminente a un orgasmo, mi dolor
terminaba en un espasmo de rencor
al saber que ni en sueños poseería tu primor.

Y a ti mujer te pregunto:
¿Te has visto en un embrollo similar, es astuto
un hombre que te toca y parece volar?, conjunto
sutil de cualidades se atribuye, aún siendo tonto
en el más vil de ellos nos fijamos, su aspecto
restregamos en nuestras respiración, tiramos el respeto.

¿En alguna ocasión has amado a un hombre
nacido de una flor, que golpea con el cobre
tierno de sus caricias tu espalda, cubre
entero tu rostro con sus beldas manos, que el quiebre
rastrero de tu orgullo se ve tentado con la lumbre
originada de sus labios?, luego te descubre

casi enamorada, por un beso suyo apendejada,
ante su carne eres sensible, vigilada
mientras te bañas por su recuerdo rodeada,
inevitablemente vives en la alborada,
naces entre sus piernas y revives enredada
a un trozo de su cuerpo que te ajada.

Haciendo una montaña de alabanzas con su efluvio,
era mi ardiente clítoris un diluvio,
recordando las gotas que su frente llovió
intento recordarte dama, si tu boca vio
días de integra dicha, esa dicha que sirvió
oportuna con el dolor que el te envió.

Cuando sagaz en su pecho te acogió
umbrales de amor recorrieron, regio,
amorfo y efímero fue su lecho, rigió
nocturnas noches de frenesí, escogió
de si su mejor disfraz, luego te cogió
obtusa de las manos solo por su ego que erigió.

Mujeres somos, ante su belleza vulnerables,
un cuerpo de serafín que esconde varios cables,
en armonía con su esencia que hace que hables
raramente de tu grandeza, que hace que te dobles
en presencia de su melodía, para que nubles
su egolatría e ironía con la ruina de tus robles.

jueves, 2 de septiembre de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE III

¡Es que mis ojos lo miraban perfecto!
limitaban ver su más grande defecto,
a cada paso que daba regaba encanto,
lo olía y parecía un tormento
mirarlo y no saber que su aspecto
a gritos escondía egoísmo incauto.

Todo ese amor una tontería parece ahora,
una sonrisa irónica mi rostro ya no implora
pues ni el ave triste más cantora
incita a mi corazón a querer mirarte de hora
en hora, no niego que mi sed te llora,
lo que sé es que te ve y por ti no ora.

Es difícil admitir que dominó mi razón,
sedujo a mis débiles deseos y su sanción
carcajadas eran, al verme tendida pasión
a me regalo, pisoteó mi orgullo y salvación
me ofreció, parecía tan pendejo que su aflicción
a mi ego apresó, tanto como su vengativa reacción.

Lo he de aceptar en este instante
a mi ser idiota enamoró, insistente
hileras de ilusión construyó, intente
inmacular sus promesas de mi mente,
era casi imposible cada una permanecía inerte,
largos días enfermaba, por su memoria hiriente.

Tuvo entre sus dedos mis sonrisas,
en ocasiones mi vida dependía de divisas
matutinas que esculpían sus premisas.
Ahora sé que inconciente piensas
tener mis silencios bajo control,pisas
a este puto amor; ¡Engáñate!, son farsas.

En un crepúsculo de altivez renaces,
luna a luna tu ser enalteces,
reminiscencias de mi amor recuerdas, decreces
ufano al tragar mi indiferencia, espero ices
idiota de nivel tus trastadas, espero no idealices
nunca más que mi vida sin ti acaba, espero tu juego finalices.

Dentro de si mismo se desvive por destrozarme,
en las mañanas sueña en su camino encontrarme,
sólo para erigir la mirada y bañarme
en el ciclópeo suplicio que silencia, escondiéndome
opacas luces de dolor, vengando mientras duerme
a su indeciso corazón, pero nada gana torturándome.

Pido al cielo se canse de mí, que escupa
en mi rostro, que se despoje de esa culpa
creciente, que me olvide, que extirpa
a los vanos recuerdos de mí, decirle: ¡Escapa
reten esta lidia de rencor, disipa
y fabrica una risa en tu interior, tu calvario anticipa!.

domingo, 29 de agosto de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN-PARTE II

Y creí velar sus quimeras, fui su dueña
burlando el miedo y aún así se empeña
en olvidar aquel cuento, pero sé que extraña
bailar con el viento, sé que extraña
estas tristes liras, sé que extraña
su risa y la mía, sé que aún me extraña.

Uñas amarillas desgarraban su entorno,
navegando por su sangre me vi sin un retorno,
pintaba con desaire su finito contorno;
oscuro era mi eventual trastorno,
con su imagen mi mundo se torno
otero de lagrimas y un soborno.

Delinee sus labios con mi mirada,
era exquisita la forma en que arrumbada
la dicha en mi era arrancada,
vigilaba la finura de su piel tostada,
incesante fue la excitación por la que fui atestada,
de día, de noche no había calma, fue derrotada.

Divaga en el anhelo de su sexo tocar,
era su cuerpo una vigilia con miel, que atacar
era mi objetivo, y sonsacar
suavemente al éxtasis estancar
a un juego de placer sin final y derrocar
sus ganas y las mías y juntos un suspiro sofocar.

Gárgaras de amargura difuminaban
aquel deseo, mientras gotas de agua cantaban
rumiantes melodías que su espalda bañaban,
recorriendo lo que mis manos anhelaban,
a ellas odiaba, ¡Con descaro lo palpaban!
súbitas ignoraban mi sentir, se deslizaban.

Quería ser su esencia de vez en cuando,
unida a su ternura, jadeando
enamorada del deleite, besando
su viril abdomen, conjugando
ojos que placer esconden, murmurando
nítidos silencios que viví contando.

Vivía en orgasmo sumergida,
estando en su regazo no encontraba la salida,
necesitaba su figura diluida
en un vaso de licor y embriagarme cálida
nacarando las paredes de su huida
opacando su sonrisa gélida.

Quise sus labios besar un día,
un momento solo quería,
enredar mi lengua en la escoria
rutilante de su boca, ahora sé que moriría
o lloraría si se repitiera esa vigilia de histeria
en intentos fallidos, pues jamás lo besaría.

lunes, 26 de julio de 2010

DE LOS HOMBRES Y SU DEFINICIÓN- PARTE I

[... porque eres el más vulgar en palabras acreedoras de provocación...]


Quizá apareció ataviado de inocencia,
unánime a esta risible demencia,
encanto bañado de clemencia,
rencilla del corazón y la conciencia
entre cada paso de mi épica esencia,
rapsoda me convertí por su elocuencia.

A palpar su imagen me acostumbre,
una a una nuestras miradas deshebre,
narcótico fue su voz, cual lumbre
vertida en mi interior, cual alambre
irritó mi estupor y un mimbre
limitó el fulgor de aquel Diciembre.

Hacia mi ser se arrastro insinuante,
obedeció al mandato trastornante,
mirando a quien podría ser su amante
Belcebú se convirtió perturbante,
rigiendo la mañana entupidamente
en mi mente caminaba estridente.

Y me sumergía en el deseo,
marginando su maldito falseo,
omnipotente ante el cuerpo fantaseó,
riendo de mi rostro pálido, escaseo
inertes caricias que dulcemente poseo,
restringió su olor mientras mi amor fantaseó.

Cartujo de mi iglesia era,
a su religión imperecedera
solo una vida le dedique y aun así espera.
Inicua fui por amarlo de más, impera
en mi su predicado de amor, si lo aboliera
suspiraría sobria de dolor como cualquiera.

En su pecho tendí mis versos,
xenofobia sentí por sus falsos besos,
al apaciguar mis ganas sentía hasta los huesos
cascadas de lujuria que mojaban espesos
tornados de pasión, pensamientos hermosos
oyendo la pureza de caminos cienosos

Culminaba mi insomnio por las noches,
uno a uno retumbaban sus reproches,
anclando mis sueños con baches,
nacidos en púrpuras derroches,
dormitando en telarañas azabaches
o entre las huellas que dejaras cuando te marches.

Lamentos y sollozos adornaron
ocasos cereza los cuales me alentaron,
a pensar de más en su cuerpo y palpitaron
miradas ociosas que cantaron
a más de una flor y luego las pintaron,
sumiendo este sueño, luego lo plantaron.

miércoles, 30 de junio de 2010

¡ABRIGALOS!

shadow Pictures, Images and Photos

Dios vele sus sueños
dulces ruiseñores de primavera,
el Sol de mañana los tibie
y les regale brillosas espuelas
que apuñalen a los que su amor
de abril corromper quisieran
y acribillen a mi corazón
que lento muere por esta pasión de histeria.

El alba rece por el resuello
de sus alientos tímidos, algo raros,
que los dos expiran cuando se están besando,
con esos labios embusteros
que no aman, no la aman, ellos solo buscan
fundir su soledad en agua,
pues ella vid de miel no posee.
¡Sé que busca mi boca!
El finge, él se miente
no deja atrás lo que ya fue.

La besa y la palpa,
le sonríe y rosa su mirada,
con saña juega a enamorarla,
ella cree que la ama
tal como la calma a la nostalgia.
Cierra sus ojos, acaricia su piel sesgada,
le bebe cada lágrima,
para fusionar el calvario
que a los tres nos achaca.

tire swing Pictures, Images and Photos

lunes, 28 de junio de 2010

REENCUENTRO



Amargo calvario,
cruel resignación
tal vez es un engaño
que me rompe el corazón.

Te tuve a mi lado
y unos tragos de licor,
fueron los aliados
de un reencuentro de dolor.

Mi lengua cual cuchillo
tu orgullo destrozo,
me miraste y me dijiste
que ninguno lo olvido.

Y hablaste, tú me hablaste
con voz de valentía,
admire tu fortaleza
y me jure no lloraría.

Tan solos como siempre,
desbordando palabras hirientes,
sentados en el suelo
creí jamás quererte.

Rencor por ti no siento
eres recuerdo que va muriendo,
¡No te odio, no te espero!
¡Ven acércate te lo ruego!

Esos ojos de diciembre,
fríos como una vigilia,
bajo un árbol de eucalipto
me asfixian con ironía.

No me arrepiento de lo dicho,
mi mente te predijo,
sabia que volverías
para hablar como hace cien días.

Pisoteaste una mañana
lo que quedaba de tí en mi,
hoy a mano estamos,
hoy tú vienes a mi.

Quise muchas veces
ser la roca que eres tú,
y olvidarte y olvidarme
sentime viva y ver la luz.

Sofocante melodía,
voz de hiedra con canela,
pareciera que el dolor que nos
causamos nos cura y nos libera.

El comienzo de esta historia
se escribió con tinta de dolor,
el final se destruye
con la decadencia de mi "amor".

El viento nos arrastro,
condujo nuestras voces,
forzó cada palabra
dejo claro que me extrañas.

Hoy al amanecer
haz lo que tú quieras,
vete o llega…
Tu dignidad me desespera.

EFLUVIO DE MARZO

Photography Graphics

[[Diezmar de mi mente tu recuerdo
a minutos he intentado, siento mi corazón no es cuerdo,
mi muso te ha creado. Eres estruendo
inaudito que delicado va saciando
a todo lo que un día creía derrumbado,
no se que pasa…por ti, el dolor me ha abandonado.]]

I

Cantaba, yo jugaba con tu sonrisa
y bailaba, me embriagaba con tu voz
de vodka, parecía una dulce brisa
que con el descaro de tu piel feroz
me incitaba a buscar tu olor, que sumisa
a mi boca mantiene, pues se que si veloz
te aferras a mi cuerpo, la poetisa
que en mi vive se orgasmea de forma atroz.

II

Te miraba, balanceaba tu cabello
de olas cortas, soplaba sobre tu frente
el respiro de alguna aurora, era un degüello
esbozar tus labios y no poder saborear algente
tu lengua, acariciando todo aquello
que a ti te hace revivir, entre tus piernas elegante
perderme, sobre tu pecho que ardiente y bello
me mantiene tu esclava y dueña complaciente.

III

Hasta tus más tontos silencios son gota
que resbala tierna sobre mi semblante,
gota de provocación que tienta
a mi instinto animal a renuente
pensarte, que candente y sofocante entinta
cada bello de mi badana inconciente,
que titubea por tu lasciva pinta
de sensual pasión, que riegas cual arte.

IV

El calor de tus palabras no me sirve,
ni la prontitud de tu cuerpo es la que me rinde,
solo tengo ganas de besarte y como un ave
dejarte libre, tomarte por las alas acorde
a tu cintura, pensando que si llueve
no veré fin a mi locura, pues si me empapo de
agua fría no calmare mi ímpetu que hierve
cual llama de nieve que me cura y fuerte arde.

V

¡Bello tan descarado!, a veces te llamo,
esa tez cual cáscara de nuez cobriza,
esa voz fresca un tanto pícara, que en un espasmo
delicioso humedece mi espalda, que se hechiza
como toda mi lánguida figura. Y sé que un aforismo
es tu ser, el cual me enseña que tu cuerpo iza
cualquier expresión de placer, y sé que el ritmo
de mi cantar tiene sentido si me regalas una triza.

VI

De ti a veces quiero todo, me detengo
y me arrastro hasta la calma de mi huida,
por eso sé que necesito tu recuerdo como letargo,
para librarme de la fogosidad que diluida
en mi sangre no me da descanso, en un lago
de amor me parto y cuando miro mi candida
expresión sobre el agua que tristemente ahogo
mi llanto, te pienso, tal vez y por desidia…

CON "D" DE DOLOR

¡Despídete! tal como las hojas
nuevas en Octubre,
que a rastras muerden la ausencia
que nos une.

¡Descíframe!, junta las sílabas
del rocío que escurre por mi espalda,
lee en mi piel que sin ti
yo no soy nada.

¡Desvístete! traiciona sobre
todas las cosas al pudor,
gime si es que quieres con mi simple
aroma de candor.

¡Desnúdame! como el otoño
a los árboles naranjas,
que suspiran y suspiro
esperando tu llegada.

¡Despreocúpate! esta noche
sí pienso en ti,
apetezco catar tu garganta,
tocarte, quererte así.

¡Desátame! de esta soberbia
complaciente, corta la soga
que a mi yugular impide
decir: Te amo y quiero verte.

¡Desespérate! de nuevo con la
inmadurez de mis palabras,
bésame las manos
y de doy mi vida desgraciada.

¡Despéiname! con tu hálito
de hierva buena con durazno
y con tu saliva sabor anís
moja mis labios desahuciados.

¡Desconócete! hoy, tan solo
un instante, entonces
recuérdame y no dejes
que de tu mente marche.

¡Despiértame! soplando por mi
oído un poco de tu amor,
abrigando con tu cuerpo niño
todo mi dolor.

¡Destrúyete! ¡Destrúyeme!
con trocitos de pasión
y un traguito empalagoso
del néctar de una flor.

¡Desaparéceme! ¡Desaparécete!
entre el éxtasis de tu carne
y la mía, murmurando
que soy tuya y no puedo irme todavía.

¡Deslízate! ¡Deslízame!
para esta oda en tu pelvis
escribir y mueve tus caderas
al son de un ritmo algo febril.

¡Decídeme! ¡Decídete!
a recorrer las laderas
de los nardos y con su simple
olor embriaguémonos un rato.

¡Desvanécete! ¡Desvanéceme!
tú en mis brazos y yo en los tuyos,
no me dejes sola
temo sin tu amparo vivir una aurora.

¡Despídeme! ¡Despídete!
tal como las hojas viejas en Marzo,
¡Acércate! un beso añoro darte,
¡No te vallas! si no, la tarde me reclama.

jueves, 1 de abril de 2010

TAL VEZ HE SIDO PALABRA

A veces soy vate,
a veces palabra,
a veces soy rima,
que escribe
y no habla.

Juglar enamorada
de la tinta
y el papiro,
soy rapsoda
y respiro
por las rimas
que escribo.

Lírica andante
ha sido mi vida,
de baches y risas
que son caligrafía.

Se enaltece mi ser,
soy un torbellino,
revivo y me éxito,
cuando liras recito.

De mis manos brotan,
deliciosas palabras,
que empiezan
en papel,
y que terminan
en el alba.

Hoy escribo,
hoy yo vivo,
y si sonrío,
un verso
he sido.

sábado, 6 de marzo de 2010

OLVIDAME TÚ, PARA EMPEZAR A OLVIDARTE

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

Pues si en tus pensamientos
sigo viva,
mi alma pena por las avenidas,
si tu no me dejas descansar
no parare de llorar,
ni dejaré de impeler
la nostalgia
que me trae tu rebuscar.

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

Despójame de tu mente
con un suspiro,
mátame si es que quieres
con veneno efluvio a hastío.

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

Restriega en mi rostro
tu ausencia,
camina por esas veredas
que recuerdos de “nosotros”
marchan en vela,
¡Camina! ¡barre los rastros
de ti, de mí que aún arrastras!

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

De tu cabello sacude mis caricias
impugna mi abatida sonrisa de tus ojos,
¡Sí, hazlo, aunque de mi
tu ya no quieras nada!,
ya que yo se que hay días
que tu también me extrañas.
No intentes encontrarme
en tu camino,
¿Para que me quieres cerca
si soy tu peor castigo?

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

Dile al viento que no cante
más esta historia,
tan simple, tan falsa,
y suplica al cielo
que de su espejo de “nosotros”
no quede reflejo.

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

¡Anda amigo olvídame pronto!
regálame indiferencia,
¡Ya no me hagas perder la paciencia!
¡Olvídame, arráncame!
No bebas más las memorias,
pues se que si tu no
me olvidas,
mi fe vive encendida
por una llama tan fría
con una esperanza vacía…

¡Olvídame tú,
para empezar a olvidarte!

DICIEMBRE AMANECE

Diciembre amanece
con incesante canción,
es vulgar excitación
la que a mi ser pertenece,

tu cabello se mece
entre el caco y el frío,
cuando derrite el hastío,
el rígido olvido florece,

mi mano entorpece
esta corta línea,
que crece viva
y que en tu piel perece,

tu rostro enternece
mi inquebrantable vigor,
es evidente clamor
el que en mis ojos acontece,

mi naturaleza enloquece
con escalofríos y celeste,
mientras un ruido impaciente
en este oído desvanece,

el cielo se estremece
entre la fe y el desamor,
e intento creer en tu estupor
cuando mi esperanza permanece,

mi pavor no carece,
esa incertidumbre rebosa,
y me dice que no sea amorosa,
entonces mi odio prevalece,

fantaseo que tu recuerdo cese,
sueño que te largues y me dejes,
que tu olvido dibujes,
pero la duda acontece,

mi corazón aborrece
el no mirarte y quererte,
mi tristeza es creciente,
parece que de extrañarte viviese,

si un día de estos lloviese,
lloraría por tu amor,
no se explicaría mi dolor
pues diciembre amanece.

QUIZÁ SERÁ EL OLVIDO

El alba arrastra efluvio a olvido,
eres ahora tan solo un suspiro,
te miro y el recuerdo roído
en mis manos acaba, expiro
tu memoria que me a aburrido.

El sol me acaricia tiernamente,
la mañana fría de ti
empieza a ser ausente,
no deseo nada de ti
¡Solo vete!, no te quiero ver renuente.

Tu imagen termina sofocándome,
y si de mis estas harto
¿Qué ganas torturándome?
Este sueño en migas parto,
no me mires más, tan solo libérame

de ese rencor tan tuyo, tan mío,
sonríe, pues lo he visto
en tu mirada, y se que odias reconcomio
mi felicidad tanto como yo odio
la tuya, solo te digo: Recibe mi amargo encomio.